Comunicación

Las islas Wolf y Darwin de Galápagos, en el punto de mira investigador del CSIC

 

  • Una expedición internacional liderada por tres científicos del CSIC estudiará durante dos semanas la flora y fauna de las dos islas más alejadas del archipiélago

 

 

  • El objetivo es conocer el mutualismo y antagonismo entre plantas y animales, y ofrecerá las incidencias del viaje a través de Twitter

Isla Bartolomé (Galápagos)

 

Madrid, 23 de febrero de 2016. Charles Darwin desembarcó en Galápagos el 15 de septiembre de 1835. Tenía 26 años y a bordo del Beagle, junto al también joven capitán Robert Fitzroy, había iniciado cuatro años antes un largo viaje cartográfico por la costa sur de Sudamérica, abandonando transitoriamente sus estudios en Cambridge. Darwin permaneció solo cinco semanas en Galápagos y exploró las islas de San Cristóbal, Isabela, San Salvador y Floreana. Fue en esta última, y gracias a su singular habilidad observadora, donde redefinió su pensamiento sobre la historia natural y fraguó su obra cumbre, El origen de las especies.

 

Ahora, 181 años después, una expedición internacional liderada por tres investigadores del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), Pablo Vargas, del Real Jardín Botánico de Madrid; Anna Traveset, del Instituto Mediterráneo de Estudios Avanzados de Mallorca; y Manuel Nogales, del Instituto de Productos Naturales y Agrobiología en La Laguna, Tenerife, acaba de partir hacia Galápagos para muestrear y tomar notas en isla Wolf e isla Darwin, situadas al noroeste del principal grupo insular, y que ni siquiera vio el considerado padre de la teoría de la evolución por su lejanía.

 

Durante dos semanas este grupo científico de trabajo estudiará la flora y fauna de las dos islas y todas sus interacciones posibles, tanto positivas como negativas, los denominados mutualismos y antagonismos, respectivamente. De hecho, en los últimos años ya han trabajado en proyectos similares en Galápagos con el objetivo de reconstruir las colonizaciones históricas de su flora y, concretamente, en 2015 publicaban un estudio en la revista Nature Communications sobre la interacción entre aves y plantas en estas islas.El estudio determinó que las aves terrestres de las islas Galápagos incorporan en su dieta el polen y el néctar de más de 100 especies de flores para compensar la escasez de insectos que caracteriza a estas islas oceánicas. Las aves actúan como potenciales polinizadoras por todo el archipiélago estableciéndose un crucial mutualismo de la polinización entre plantas y vertebrados.

 

Ejemplar de 'Geospiza fortis' en una 'Opuntia galapageia'.

 

Las incidencias del viaje, a través de Twitter

 

La expedición actual explorará dos islas, Darwin y Wolf, a cuarenta kilómetros de distancia una de la otra, de una espectacular riqueza en flora y fauna, cerradas a visitas por tierra sin lugares de desembarque seco y sin población permanente. En realidad son dos volcanes extintos y erosionados sobre una cadena volcánica, el Lineamiento Wolf-Darwin. Wolf alcanza una elevación máxima de sólo 250 metros y Darwin de apenas 165 metros sobre el nivel del mar.

 

Conocido por sus numerosas especies endémicas, Galápagos está ubicado a 972 kilómetros de la costa de Ecuador, en el océano Pacífico, y está integrado por 13 grandes islas, 6 medianas y otros 215 islotes de tamaño pequeño.  En 1959, y con el objetivo de preservar su biodiversidad, fue declarado Parque Nacional protegiendo así más del 97% del archipiélago. En su conjunto fue declarado Patrimonio de la Humanidad en 1978 y de la UNESCO en 2001.

 

Para seguir día a día los resultados e incidencias de la expedición se puede consultar el Twitter @pablovargas1111 en el que de una forma más o menos regular intentarán mostrarnos su trabajo en una zona renombrada como 'Islas Encantadas', con una flora y una fauna únicas por su biodiversidad, y todo un paraíso para cualquier biólogo desde que Charles Darwin las colocó en el mapa internacional de la historia natural.

-----------

Fuente: Real Jardín Botánico CSIC

Más información: Las islas Wolf y Darwin de Galápagos, en el punto de mira investigador del CSIC (RJB CSIC)